lo más nuevo! ofertas ia2

Apple versus FBI: La polémica continúa

Por Marta Rodríguez

22 febrero, 2016
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on Pinterest


Días después de que una jueza federal de Estados Unidos ordenara a Apple que ayudara al FBI a acceder al iPhone 5c de uno de los participantes en el atentado de San Bernardino, el pasado viernes algunos ejecutivos de la compañía compartieron información clave con la prensa, en la que desvelaban que el gobierno había dado ciertos pasos erróneos, que condujeron a dificultar el acceso al iPhone en cuestión.

Según los de Cupertino, la contraseña de la ID de Apple en el iPhone se cambió “menos de 24 horas” después de estar en manos del gobierno. Si no se hubiera alterado dicha contraseña, Apple cree que sus ingenieros podrían haber accedido fácilmente a la información que está pidiendo ahora el gobierno. El FBI ha declarado tener acceso a las copias de seguridad semanales de iCloud hasta el 19 de octubre, pero no posteriores a dicha fecha.

Parece ser que Apple ha estado colaborando con el gobierno en este asunto desde principios de enero, y que propuso cuatro formas diferentes de recuperar la información, sin necesidad de tener que crear una “puerta trasera”. Uno de los métodos propuestos era conectar el teléfono a una red Wi-Fi conocida.

Apple envió ingenieros para que intentaran ese método, pero fueron incapaces. Fue entonces cuando descubrieron que la contraseña de la ID de Apple asociada con el teléfono había sido cambiada.

Según los ejecutivos de Apple, si no se hubiera cambiado la contraseña, al conectar el teléfono a una red Wi-Fi conocida, éste habría empezado a hacer una copia de seguridad en iCloud automáticamente. En lugar de ello, al haber hecho que la información haya quedado inaccesible, el FBI ha pedido a Apple unas herramientas que, según la compañía, sentarían un precedente muy peligroso. Lo que el FBI quiere es una versión modificada de iOS que permita que el sistema no se bloquee tras 10 intentos infructuosos de adivinar el PIN, y esto, según Apple, sería el equivalente a dar una llave maestra al gobierno, que podría utilizarse para acceder a millones de dispositivos.

Ahora, el FBI ha confirmado que, efectivamente, colaboró con oficiales del gobierno de San Bernardino para resetear la contraseña del iPhone en cuestión, pero insisten en que esto no significa que Apple no tenga que cumplir con la orden de crear la versión modificada de iOS que se les pide.

Además, según ellos, “la extracción directa de datos de un dispositivo iOS en muchos casos proporciona más datos que los que contiene una copia de seguridad de iCloud,” y los investigadores podrían conseguir más información del iPhone del terrorista con la ayuda de Apple.

El FBI insiste en que no está pidiendo a Apple que “cree una nueva puerta trasera en sus productos,” sino que les ayude a acceder a un iPhone en concreto. El pasado viernes, el Departamento de Justicia de los Estados Unidos llegó a decir que la oposición de Apple a cumplir con la orden judicial no es más que una “estrategia de marketing.”

La disputa entre Apple y el FBI ha dado lugar a un encendido debate a nivel mundial. Compañías de la talla de Google, Facebook y Twitter han apoyado públicamente a Apple, mientras que personajes como el candidato a la presidencia de Estados Unidos Donald Trump y algunas de las víctimas del atentado de San Bernardino se han posicionado a favor del FBI.

Apple tiene hasta el 26 de febrero para dar respuesta a la orden judicial.

OFERTA DEL DÍA

-26% Cargador de coche inteligente con localizador del vehículo

Cargador de coche inteligente con localizador del vehículo

39,99€

53,99€

Powered-by iPhoneA2

comentarios