lo más nuevo! ofertas ia2
> > Samsung da explicaciones sobre el Galaxy Note 7

Samsung da explicaciones sobre el Galaxy Note 7

Marta Rodríguez

23 enero, 2017
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on Pinterest





Tras meses de especulación, Samsung por fin ha anunciado los resultados de su investigación sobre el Galaxy Note 7.

Durante la investigación, 700 personas han probado 200.000 unidades y 30.000 baterías. Además, Samsung ha contado con tres firmas externas: las americanas UL LLC y Exponent que se encargaron de analizar las baterías, y la alemana TUV Rheinland, que examinó el proceso de fabricación. Todas las partes llegaron a la misma conclusión: la causa de los problemas del Galaxy Note 7 era la batería, o mejor dicho, las baterías.

Las explosiones de los terminales fueron causadas por dos fallos diferentes en las baterías, y no por un problema de hardware o de software.

La causa de las primeras explosiones fue un fallo de diseño en la parte superior derecha de las baterías originales, debido a que la cubierta de la batería era demasiado pequeña para encajar con seguridad el conjunto de electrodos, lo que acababa causando cotocircuitos.

Tras retirar del mercado la primera tanda de dispositivos defectuosos, Samsung reemplazó las baterías con versiones supuestamente más seguras, pero estas segundas baterías tenían un defecto de producción diferente: en este caso se trataba de un defecto en su soldadura, que ejercía presión en las baterías, acabando por causar un cortocircuito.




Tal y como señaló el presidente de Samsung Electronics America, Tim Baxter, en una entrevista concedida a Recode antes del evento, este segundo fallo de producción fue el tiro de gracia del Note 7: “sin no hubiera sido por ese fallo de fabricación (en la batería de sustitución), el Note 7 todavía estaría en el mercado”, declaró.

La extensa investigación llevada a cabo por Samsung ha descartado que los problemas pudieran estar en la carga de la batería, ya fuera con cables o inalámbrica, ni en el puerto USB-C, o el escáner de iris. También se aseguraron de que la causa de los problemas no pudiera haber estado en el método de transporte o de almacenamiento de las baterías. La compañía creó un laboratorio de pruebas independiente, del que se ha asegurado de mostrar fotografías. Está claro que se tomaron la investigación muy en serio, y, de hecho, han publicado incluso un vídeo en el que explican la causa de los problemas y nos cuentan lo que han hecho para ponerles solución:

Sea como sea, lo cierto es que el daño ya está hecho, así que está por ver que es lo que va a pasar ahora.

DJ Koh, el jefe de la División de Móviles de Samsung, dice que la compañía llevará a cabo una serie de cambios en sus procesos internos para evitar cometer el mismo error de nuevo, con equipos dedicados a probar minuciosamente todos los componentes del dispositivo, y a realizar diversas pruebas a las baterías, incluyendo su examen por medio de rayos X.

Quizá esta minuciosidad sea la causa de que finalmente, la compañía no vaya a presentar su Galaxy S8 el mes que viene, en el Mobile World Congress de Barcelona, tal y como venía rumoreándose. Está claro que Samsung no quiere volver a cometer los mismos errores del pasado con su nuevo smartphone, apresurando su lanzamiento. Ahora está por ver si ha conseguido recuperar la confianza de sus potenciales clientes.

OFERTA DEL DÍA

-13% iPhone 7 (Negro Mate, 32GB)

iPhone 7 (Negro Mate, 32GB)

558,99€

639,00€

Powered-by iPhoneA2

comentarios